La carne de cordero, rica como siempre y sana como nunca

No teníamos ninguna duda de que la carne de lechal, cordero y cabrito está rica, pero además análisis nutricionales avalan que también es sana.

La Organización Interprofesional Agroalimentaria del Ovino y Caprino (INTEROVIC) ha encargado a centros de Investigación de las Universidades de Zaragoza y de Extremadura un completo estudio a través del cual han analizado pormenorizadamente la composición nutricional de la carne de lechal, cordero y cabrito con resultados muy positivos acerca de las propiedades saludables de esta carne.

Los resultados analíticos han sido admitidos e incorporados a la BEDCA, Base de Datos Española de Composición de Alimentos, fuente de información de la que se nutren los centros de investigación públicos, instituciones privadas, médicos, dietistas y en general todos aquellos profesionales cuyo objetivo es conocer y transmitir los parámetros nutricionales de los alimentos a la sociedad.

Con estos estudios se refuerza que de estas carnes se pueden hacer nueves alegaciones nutricionales como su alto contenido en proteínas y vitaminas B6 y B12. Además esta carne es fuente de potasio, niacina, selenio, fósforo y zinc.

Y además de todas estas propiedades su valor energético es menor que el de otras carnes. Puedes compararlas en esta tabla:

En conclusión, la carne de cordero tiene un sabor inconfundible, es versátil, tiene numerosos beneficios nutricionales, favorece un desarrollo sostenible, y además está ¡¡riquísima!!

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *